Fraude o milagro

Comparte Esta Noticia Con Tus Contactos.

Por: José Lois Malkún

Lo que pasó después de haberse computado el 85% de las mesas electorales fue un fraude o un milagro.

Estadísticamente hablando y revisando procesos electorales en otros países, después de computar más del 60% de las mesas, la tendencia del 40% restante prácticamente sigue siendo la misma y si cambia lo hace en menos un 0.5% de los votos.

¿Pero que resultados vimos faltando apenas el 15% de las mesas por computar? Que la tendencia cambio radicalmente a favor del candidato que perdía por 0,8%, y que terminó superando en la recta final con más de 1% al que estaba ganando. O sea, una variación de casi 2% en solo un 15% de las mesas restantes.

Al comenzar a computar ese 15% de las mesas, reportado en el boletín 8, cuando Leonel ganaba con 0.8% a Gonzalo, la historia cambió.

Si analizan los boletines del 9 al 13, es como si una mano invisible fuera poco a poco haciendo el milagro que sorprendió al mundo. Hasta los observadores internacionales estaban atónitos.

Los resultados cambiaron totalmente y la tendencia observada en el 85% de las mesas computadas se esfumó de repente.

Eso solo tienen dos explicaciones. O fue un milagro donde intervino la mano de Dios, como dijo Maradona, o fue un tremendo fraude.

Estadísticamente hablando, y fui profesor de esta materia por mas de 9 años en la UASD, los resultados de las ultimas 1110 mesas fueron muy diferentes a las primeras 6268 mesas computadas y eso es difícil de aceptar científicamente.

Porque esas primeras 6268 mesas representaban un universo demasiado alto y suficientemente representativo para que las mesas restantes cambiaran los resultados.

El PLD es experto en tres cosas que le han permito ganar las 3 últimas elecciones presidenciales. Estas son:

La compra masiva de votos

La propaganda política con una atroz malversación de los recursos del Estado

Los fraudes en el conteo de los votos.

Aquí se repitieron las tres, aunque fuera una competencia entre candidatos del mismo partido.

Haya o no un fraude, como alega el expresidente Fernández, el voto electrónico llegó a su fin y solo es sostenible si al mismo tiempo se cuentan todos los votos emitidos, sin excepción. O sea, volver hacia el viejo sistema adornado con cierta tecnología.

Hay que investigar a fondo las denuncias de fraude hasta sus ultimas consecuencias. Porque demasiadas dudas surgen sobre la transparencia del voto electrónico en esta prueba piloto, donde el avión no se pudo sostener en el aire.

La posibilidad de un hackeo es demasiado alta en un país que se ha caracterizado por violar la voluntad popular reiteradamente en cada proceso electoral realizado. Eso impidió que el Doctor Peña Gómez llegara a ser presidente.

El PRM debe abstenerse de participar en un matadero electoral en mayo próximo si vuelve a repetirse el uso del voto electrónico para dar un ganador. Debe exigir que los votos se cuenten uno a uno antes de emitir un boletín con los resultados iniciales.

Aunque duremos dos días para dar un ganador, hay que contar cada voto. De lo contrario, la tendencia oficialista del PLD repetirá su estrategia abusiva y tramposa, para permanecer en el poder contra viento y marea.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *